Vinos y Espumantes

Ya están los tres finalistas del Concurso Mejor Sommelier de Argentina 2022

La Asociación Argentina de Sommeliers (AAS) anunció los nombres de los tres finalistas de la novena edición de #SOMMARG22, el Concurso Mejor Sommelier de Argentina.

Se trata de Delvis Huck, Alma Cabral y Andrea Donadio quienes quedaron seleccionados entre 35 concursantes a nivel federal.

El próximo sábado 26 de noviembre, cuando se dispute la gran final, los tres competidores estarán siendo observados por Argentina y por el mundo entero. Para nuestro país será una definición trascendente ya que uno de ellos se convertirá en embajador o embajadora del vino argentino y se pondrá la camiseta albiceleste en competencias internacionales. A la vez, ellos tres estarán atravesando un hito en sus vidas: saben que esas miradas atentas a su desempeño son también potenciales oportunidades laborales, alianzas con marcas y organismos y nuevos concursos que los llevarán a recorrer el mundo para intercambiar conocimientos con sus pares.

Los tres galardonados ahora deberán dar cuenta de todas sus destrezas y habilidades en esta profesión ante un jurado de expertos. Quien se alce con el primer puesto, se convertirá en el nuevo referente de la sommellerie local y en febrero del año próximo viajará a París junto a Valeria Gamper (Mejor Sommelier de Argentina 2019) donde se disputará el título de Mejor Sommelier del Mundo 2023.

LA RELEVANCIA DEL SOMMELIER

Delvis Huck, Alma Cabral y Andrea Donadio llegan a la final de #SOMARG22 habiendo recorrido un largo camino en el que la formación teórica y práctica ha sido continua. Los finalistas han llegado hasta este punto tras meses de una intensa preparación, que incluyó viajes de estudio, catas, clases y talleres de diversas disciplinas.
Hoy, el trabajo del sommelier, una profesión que tiene en nuestro país un poco más de 20 años, no se resume solo al servicio en materia de vinos en un restaurante, el mercado demanda conocimientos de destilados y de otras bebidas alcohólicas y productos -como café, chocolates, té-, sobre maridajes y también sobre la identificación a ciegas de perfiles aromáticos. Pero eso no es todo, ya que, a la vez, se espera que los sommeliers sepan de geografía, de comunicación y de aspectos comerciales, y que puedan desempeñarse en bodegas y en turismo. Se trata de un perfil al que, año a año, se le suman nuevas y desafiantes aristas, lo que los convierte en profesionales clave en la difusión de nuestra vitivinicultura, nuestra tierra y nuestras costumbres. Tan relevante es su tarea.

Las tres finalistas del concurso

Atendiendo esta realidad, la Asociación Argentina de Sommeliers organiza este concurso y forma sommeliers de clase mundial, siguiendo los más altos estándares internacionales. Un esfuerzo que lleva adelante desde su fundación hace 21 años y que sin dudas rindió sus frutos, ya que ha logrado posicionar a nuestro país en la escena de la sommellerie mundial. Así, año a año, la AAS viene subiendo la vara en cuanto a requisitos y exigencias vinculados a #SOMMARG, convirtiendo a la Argentina en un verdadero semillero de sommeliers altamente capacitados, que responden con profesionalismo a las exigencias de un mercado cada vez más competitivo.

ENTRE LOS MEJORES DEL MUNDO

A nivel internacional, la sommellerie argentina posee una excelente reputación y ello es algo que queda demostrado tanto por el interés que despierta en todo el globo la labor de nuestros representantes como por el destacado desempeño que tienen habitualmente en los concursos regionales y mundiales.
Como muchos ganadores y ganadoras de ediciones anteriores del Concurso Mejor Sommelier de Argentina -tal el caso de Valeria Gamper (2019), Martín Bruno (2017), Paz Levinson (2014 y 2010), Agustina De Alba (2012 y 2008), María Mendizabal (2006) y Flavia Rizzuto (2002), entre otros-, los finalistas inician una nueva etapa en lo profesional, en la que el reconocimiento local e internacional los acompañará.